El Ayuntamiento de San Mateo recuerda a la población la necesidad de extremar las medidas de prevención de incendios ante la llegada del calor

Ante la llegada de las altas temperaturas y después de que en los últimos días se hayan producido dos conatos de incendio en el municipio, el Ayuntamiento de San Mateo ha querido recordar a la población la necesidad de extremar las precauciones para evitar que se produzcan incendios forestales.

Así, desde el consistorio señalan que «teniendo en cuenta las previsiones meteorológicas para los próximos días y habiendo tenido conocimiento de que en la última semana se han producido dos peligrosos episodios derivados de la acción humana, queremos recordar a la población la importancia de cumplir escrupulosamente con todas aquellas obligaciones relacionadas con la prevención de incendios forestales».

«En los últimos días, la realización de dos quemas de rastrojos no autorizadas en diferentes puntos del municipio ha obligado a la intervención y movilización de unidades de bomberos, protección civil y fuerzas y cuerpos de seguridad. La rápida intervención de los recursos de emergencia hizo posible que no hubiera que lamentar daños más allá de dos pequeños conatos, si bien desde el Ayuntamiento se quiere recordar que estas acciones, además de poder ser sancionadas y constitutivas de delito, pueden desencadenar en terribles episodios como los que sufrimos el pasado verano, cuando gran parte de nuestra tierra quedó calcinada por el fuego, suponiendo un terrible daño no sólo para la naturaleza (flora y fauna), sino también para muchas familias que se vieron afectadas por los incendios».

Por todo ello, desde el Ayuntamiento de Vega de San Mateo se insta a todas aquellas personas que precisen hacer quema de rastrojos para limpiar terrenos a que soliciten los permisos correspondientes para cumplir con la legalidad. De igual forma, se recuerda a la población la recomendación de tener limpio de vegetación, maleza y rastrojos un radio de 15 metros alrededor de las viviendas como medida de autoprotección en caso de incendio.