Las Misas, limitadas a diez personas

La entrada en vigor de las nuevas medidas adoptadas por el Gobierno de Canarias para intentar frenar el ritmo de contagios por coronavirus en las islas, especialmente en Gran Canaria, afecta también a la celebración de las Misas.

Entre las medidas puestas en marcha cabe señalar la prohibición de que se realicen actos, reuniones o encuentros en los que se congreguen más de diez personas, por lo que el aforo de las Iglesias estará limitado a esta cifra. De este modo, sólo una decena de personas podrán acudir a la celebración de las Eucaristías y deberán hacerlo además cumpliendo con el resto de medidas conocidas por todos: llevando mascarilla, usando gel higienizante, y guardando la distancia interpersonal.

Respecto a esta nueva medida, el cura párroco de San Mateo, Sebastián Grimón, señala que “hay que cumplir con las normas, por lo que quienes quieran seguir las Misas podrán hacerlo a través de los medios de comunicación”. En esta misma línea, el sacerdote ha querido recordar también que las Comuniones han vuelto a ser temporalmente suspendidas a la espera de ver cómo evoluciona la situación a nivel sanitario.