San Mateo, único municipio de la isla seleccionado para implementar el proyecto Aula Mentor del Ministerio de Educación

El municipio de San Mateo ha sido el único municipio de Gran Canaria que ha sido seleccionado para implementar el proyecto «Aula Mentor», del Ministerio de Educación.

Según ha señalado el consistorio en una nota de prensa, «dentro de los objetivos marcados por la Concejalía de Educación se encuentra el de fortalecer la oferta formativa dirigida a la población local. De esta manera, dicha Concejalía se presentó en 2020 a la convocatoria de ayudas a entidades locales territoriales y entidades públicas dependientes de las entidades locales territoriales para la creación de aulas de formación abierta, flexible y a distancia mediante tecnologías de la información y la comunicación a través del proyecto denominado Aula Mentor, desarrollado por el Ministerio de Educación y Formación Profesional». Esta propuesta, que según indica el Ayuntamiento se pondrá en marcha tras la firma del correspondiente convenio, ha sido la única seleccionada de la isla de Gran Canaria en la mencionada convocatoria».

La ampliación de la red de Aulas Mentor se considera relevante para acercar la oferta formativa a todos los municipios, sobre todo a los menos poblados y a comunidades pequeñas en entornos rurales, donde se hace necesario incrementar las
oportunidades de aprendizaje permanente y de configuración de itinerarios formativos que refuercen las posibilidades de conseguir empleo, como medida para contribuir a mejorar el bienestar de la población en zonas rurales, a la vez que favorece el asentamiento continuo de dicha población en el entorno.

El Programa Aula Mentor busca mejorar la cualificación de las personas adultas, ampliar su cultura y promover el desarrollo de sus capacidades y competencias, utilizando entornos de formación apoyados en las tecnologías de la información y de la
comunicación. Esta formación se caracteriza por una elevada flexibilidad y posibilidades de adaptación a las necesidades y ritmo de aprendizaje de la persona adulta, así como a las exigencias de conciliación de la vida personal y profesional.